The Nose Theater: un tono cómico sobre la cara más oscura del uso de la tecnología